Xceed Premiere 014: Ian Axide – Project 7

Debido a la situación causada por la covid-19, pude pasar mucho tiempo en el estudio sin ninguna presión. Eso fue lo que me permitió acabar por fin Spherical.
Así de sincero se muestra el español Ian Axide, que desde su estudio en Londres ha podido por fin terminar un proyecto en el que llevaba ya dos años trabajando. Spherical es el álbum debut del productor hispano. Se trata de un trabajo de 10 pistas que ve la luz el próximo 29 de junio vía Emphatic Records, su propio sello discográfico.
Empecé a planear mi primer álbum hace dos años. He publicado muchos EPs en distintos sellos durante los últimos tiempos, pero un álbum era lo que yo siempre había querido hacer. Simplemente, nunca tuve el tiempo suficiente para centrarme en ello. Tenía demasiados proyectos a medias en mi ordenador.

Imagen: © Press Kit de Ian Axide
Spherical es un trabajo de alto vuelo. Aunque los sonidos techno mentales, introspectivos y psicodélicos son protagonistas, el álbum deja espacio también a pistas ambient con fuerte presencia de drones, como en “Spherical” o en “Core”, donde el ritmo lo ponen únicamente los claps. “Exhausted”, la sexta pista del disco, aporta bases mucho más experimentales, con bajos entrecortados y drops ultra tímidos. “Transitions” también se desmarca de la tónica general de Spherical por desacelerar notablemente el pitch, una técnica no muy común en trabajos del género.
Xceed Night Mag presenta en exclusiva “Project 7”, el tema de clausura, el último de los 10 que componen Spherical. En él, de nuevo bases rotas conviven con percusiones intensas y sintetizadores lejanos y atmosféricos. En su conjunto, “Project 7” evoca melancolía, paz y luz tras un trayecto de una hora en el que se visitan distintos parajes más bien oscuros. Un claro ejemplo de lo que podría entenderse como techno ambiental.

Utilicé tanto hardware como software para producir este álbum. Yo diría que 50-50. He utilizado Logic durante los últimos 10 años. Me siento muy cómodo con él y la calidad del sonido es impresionante. En cuanto al hardware, utilicé Roland SE 02, 808, 909 Y 303. También, yo siempre mezclo y masterizo en todos mis temas, incluso cuando produzco para sellos externos. Es algo muy importante para mí. La mayoría de este proceso para el álbum, lo hice con Universal Audio.
Ian Axide nos cuenta que es uno de los momentos más emocionantes en su carrera artística. Produjo más de 30 temas y le llevó mucho tiempo y esfuerzo decidir los 10 definitivos. Buscaba la música más deep, orgánica y, a su vez, energética. Cree haber encontrado el balance ideal.
Yo diría que he conseguido dar con un álbum profundo e hipnótico, pero también energético. Cuando escucho los temas, visualizo distintas situaciones y lugares. Mi objetivo es siempre crear música que pueda escucharse tanto en un club o festival, como, en el caso de algunos temas, en casa o conduciendo el coche. Para mí, ese es el concepto de un álbum.

Tracklist:
SphericalBlackCoreDivingBlueExhaustedTransitionsVerticeBirminghamProject 7
ARTISTA: IAN AXIDE
(Imagen de Portada: © Emphatic Records)

63Comments

Entrevista a Blanca Ross: “Presiento que sólo funcionarán proyectos pequeños, enfocados a un público muy específico y fiel”

No se nos permite pinchar en clubs pequeños y cerrados por ahora, pero vuelvo a cabina por primera vez este sábado en un lugar muy especial: Sa Terrassa.
Con este anuncio en sus perfiles sociales, Blanca Ross daba el pasado jueves 11 de junio el pistoletazo de salida a la ‘nueva normalidad’ del clubbing en España. Blanca Ross tiene 28 años de edad y es de Girona, aunque, por la proximidad con Barcelona, se la considera uno de los talentos más prometedores del underground de la capital catalana. Durante este confinamiento, se le ha visto muy activa en sus redes: trabajando en el estudio, emitiendo sets vía streaming (incluido uno para nuestro movimiento We Stay In en colaboración con Electrona) y manteniendo muy vivo el contacto con los fans de su música. Blanca Ross apuesta por un sonido ecléctico, que puede abarcar desde propuestas relajadas como el deep house hasta auténticas batallas de pista en forma de psy-trance. Ella misma nos reconoce que le costaba “imaginar música techno o trance sonando en la ‘nueva normalidad’, con gente sentada en mesas”. Sin embargo, una vez en Sa Terrassa -una terraza open-air en la ciudad de Tortosa, capital de las Terres de l’Ebre, al sur de Cataluña-, fue difícil contenerse.

Imagen: © City Hall
Parece una pregunta sencilla, pero… ¿qué tal estás?
Pues la verdad es que bastante bien. He tenido días mejores y días peores, como todo el mundo, pero creo haber sabido adaptarme a la situación desde el principio de la cuarentena. Vivo sola y mi día a día ha sido más o menos el que era antes del confinamiento. Tengo el estudio en casa y soy una de esas workaholic, así que, sobre todo entre semana, he mantenido mi estilo de vida habitual. Cada vez me gusta menos hacer cosas y más estar en el estudio. Lo único que he echado de menos es pinchar ante el público y sentir su energía. Como todos, imagino.

Deena Abdelwahed reconocía hace unos días que ha sido incapaz de producir temas nuevos durante la cuarentena porque se le ha hecho imposible visualizar situaciones de club, algo indispensable para ella. ¿Qué tal has llevado tú eso?
He tenido suerte. Una semana antes del confinamiento, saqué una idea para un tema y eso es lo que me ha estado dando vida durante los últimos tres meses. El resultado es “Electrical Signals”, la tercera pista de mi nuevo EP, que saldrá, si todo va bien, a finales de verano. Más allá de eso, no he empezado ningún proyecto nuevo, sino que he perfilado algunos que tenía a medias. Por supuesto, ha habido días en los que no estaba tan creativa. Ahí aprovechaba para buscar y seleccionar música nueva para mis sets.

¿Algún descubrimiento a destacar?
Pues sí. Ha habido un sello que me ha cambiado bastante la perspectiva que tengo de la música electrónica, la verdad. Los que me conocen, saben de mi predilección por el psy-trance y el techno, pero son estilos que sólo pueden pincharse en horas punta. Me cuesta imaginarme situaciones adecuadas para ellos en la ‘nueva normalidad’. Por eso, decidí buscar propuestas más relajadas. Y di con IbogaTech, una ramificación del legendario Iboga Records. Está catalogado como melodic techno, pero a mí me suena a psy-trance ralentizado a 125 bpm, con sonidos muy psicodélicos.

Hablando de música para tus sets, has estado bastante activa en materia de streamings.
¡Sí! Grabé tres. El primero, en Electrona, evidentemente sin público (sesión que retransmitisteis vosotros). El segundo, desde la terraza de mi hermana, con vistas a Barcelona. Y el tercero, un set privado especial para un festival de trance llamado Shankra, en el que me gustaría actuar y al que espero ir en 2021. Fueron los primeros streamings de mi carrera, pero la verdad es que me sentí cómoda.

¿No imponen las cámaras?
Trabajé siete años en televisión, así que ni me acuerdo de que las tengo delante. (risas) La verdad es que me sumerjo totalmente en la música.

Cataluña y el resto de España se desconfinan. ¿Qué es lo primero que has hecho? ¿Te morías de ganas de hacer algo en concreto?
Si te soy sincera, hago prácticamente lo mismo. (risas) Bueno, en realidad, he salido a correr un poco, a jugar a pádel… He ido algún día a Barcelona por trabajo… Poco más. Si echo algo de menos, es viajar.

A nivel de bolos, este fin de semana pasado tuviste ya el primero. Fue en Sa Terrassa, en Tortosa, por aquel entonces ya en fase 3 de desescalada. ¿Qué viste? ¿Cómo te sentiste?
Vi unas ganas locas de sociabilizar, desconectar y bailar. Ya de por sí, en los pueblos y ciudades pequeñas hay mucha más conexión. Todo el mundo se conoce con todo el mundo y eso se nota en el club. Las mesas se extendían por la pista de baile y la gente empezó la noche sentada con las primeras copas. Pinché de 23h a 03h. Los directores del local me pidieron poner música no muy animada, así que empecé con un poco de deep house, pero, ya sabes, la cabra tira al monte y la cosa se fue animando. ¡Esos altavoces sonaban muy bien y me estuvieron tentando toda la noche! (risas)

¿No se te hizo raro tener al público sentado?
Al principio sí, pero enseguida ves como uno mueve el pie, luego otra se levanta y, al final, todo el mundo baila desde su mesa. No es broma: ha sido de los mejores bolos que he tenido en mucho tiempo. Una energía brutal.

¿Tiene sentido este nuevo concepto de clubbing?
Mira, recuerdo cuando me fui de tour por Asia. Me llamó muchísimo la atención que, en las pistas de los clubs donde pinché, había mesas por todas partes y sólo reservaban las primeras filas para el baile libre. La mayoría de la gente estaba en mesas, comiendo y bebiendo y separados unos de otros. Creo que nos va a tocar implementarlo. No queda otra. Hay que acostumbrarse y verlo como algo pasajero.

Imagen: © B Club
A eso iba: tal vez tiene sentido a corto plazo, pero no a largo.
Totalmente de acuerdo. Tenemos que verlo como una medida temporal. Por supuesto, a largo plazo, no es viable. Todos necesitamos el clubbing de antes.

Primavera Sound ha rehecho ya todo su cartel para 2021 y ha colgado el sold-out, mientras que muchos otros grandes festivales también tienen ya confirmadas sus fechas para el año que viene. ¿Tú crees que vamos a tener festivales de gran escala en 2021?
Me duele decir esto, pero me cuesta creerlo. Yo opino que sólo van a funcionar los locales más pequeños, en los que el público se sienta como en casa. Fiestas de petit comité, como suele decirse. Hasta que no haya una solución a la covid-19, ya sea una vacuna o un tratamiento fiable, organizar grandes eventos en macroclubs o macrofestivales no parece algo del todo viable. Me cuesta ser positiva en ese aspecto. A los clubs grandes les queda poco más que llenar la pista de mesas y botellas VIP para sacar rentabilidad al alto coste que supone el mero hecho de abrir puertas.

Lo malo de eso es que generaría una barrera económica que se aleja de los orígenes del clubbing.
Sí, efectivamente. Y sería una gran pena… y un error. Hay que encontrar la solución para que los clubs puedan abrir sin tener pérdidas, pero a su vez sin perjudicar al cliente final, que es el clubber.

Imagen: © Razzmatazz
Me resulta inevitable acordarme de la falta de ayudas públicas que tiene nuestro sector en este país, sobre todo si lo comparamos con algunos vecinos europeos.
Desde luego. Echamos de menos ayudas a los clubs, a todos los profesionales y a los propios artistas, la mayoría autónomos que pagamos barbaridades pese a no tener bolos. Es momento de reivindicarnos. Pero, insisto, sin olvidar también que es momento de flexibilizar y adaptarse.

¿Cuáles son tus planes?
He decidido trabajar a media jornada en algo que no tenga nada que ver con la industria del clubbing, la música electrónica o mi carrera en el mundo de los visuales. Paso demasiadas horas en el estudio. Me apetece desconectar, así que volveré a trabajar como monitora de pádel o tenis. El deporte me mantiene activa, fresca y de buen humor. Es una parte esencial de mí y creo que será una buena manera de mantenerme creativa.

Imagen: © RRSS de Blanca Ross
¿Un mensaje para la industria?
(silencio) Las crisis son muy jodidas. Presiento que, en los próximos meses, sólo va a funcionar aquello que sea óptimo y esté muy bien cuidado y trabajado, diseñado para un público específico y fiel. Antes, quizás un proyecto no del todo trabajado podía tirar adelante con un poco de suerte. Ahora, eso va a ser imposible. Si quieres que te salga bien, tendrás que dar en el clavo.

¿Y un mensaje para lxs que te echan de menos en las pistas?
Yo también os echo mucho de menos, aunque suene a tópico. Yo no pincho para mí; pincho para la gente. Y sois vosotros, la gente, vuestra alegría, vuestra actitud, vuestra energía y vuestro feedback lo que me empuja cada día a querer dedicarme a la música. Nos encontraremos pronto de nuevo. Y ojalá muy pronto pueda publicar también mi álbum y así regalaros un pedacito de mí.

ARTISTA: BLANCA ROSS
(Imagen de Portada: © blancaross.com)

86Comments

ESTA USA: Un requisito imprescindible para viajar

¡Lo reconocemos! Después de estos meses de confinamiento, fases de desescalada y de haber tenido que cancelar los planes que habíamos ideado con tanta ilusión unos meses atrás,  nuestras ganas de volver a viajar están disparadas.

Es el momento de volver a crear grupos de whatsapp, buscar fechas y elegir el destino. Sin duda alguna, resuenan con fuerza los destinos de moda: Tailandia, Camboya, Kenia… y un destino que siempre está en todas las listas de deseos: El viaje a EEUU.

EEUU es un país con mucho que ofrecer, podemos disfrutar de sus costas, de sus playas kilométricas, de la naturaleza más salvaje visitando el Parque Natural de Yosemite, el Gran Cañón del Colorado y del ajetreo de las calles de Nueva York escenario de tantas y tantas películas. ¡Lo difícil no será viajar, sino elegir entre tantas opciones!

Es muy importante tener en cuenta que a la hora de planear vuestro viaje además de elegir las rutas, las visitas…   es imprescindible solicitar su famosa ESTA USA. 

Si es la primera vez que viajáis a Estados Unidos puede que este papeleo os sorprenda un poco y lo primero que se os venga a la mente sea ¿Qué es la ESTA? ¡Muy fácil! es un permiso de viaje obligatorio para poder viajar a Estados Unidos sin visado, con ella podréis estar hasta 90 días en el país ¡Sin ESTA no hay viaje!

Para aquellos que disfrutaron de EEUU hace tiempo y repiten su viaje es muy importante revisar la fecha de caducidad de vuestro permiso, ya que la validez ESTA Estados Unidos es de hasta 2 años, pasado ese tiempo ¡toca renovar de nuevo!

A continuación os facilitamos un vídeo en el que podéis ver los sencillos pasos a dar para conseguir la ESTA ¡veréis como no es para nada complicado ni laborioso!

En The Fun Plan siempre os recomendamos que antes de comenzar un viaje echéis un vistazo tanto a los periódicos del lugar,  guías del destino y páginas webs de organismos oficiales como puede ser en este caso la Embajada de Estados Unidos, donde encontraréis información relevante de última hora sobre la situación del país. Por ejemplo, en estos momentos podéis leer todas aquellas recomendaciones de seguridad frente al Covid-19.

Una vez tengáis vuestros vuelos comprados y  la ESTA aprobada solo falta poner en marcha las ilusiones para realizar un viaje fetén: Hacer la famosa ruta 66, pasear por las kilométricas calles de florida o surfear en la Costa de California.

Si solo disponéis de 15 días os tocará elegir qué ver y hacer, pero si tenéis el tiempo suficiente como para exprimir los 90 días de las ESTA al máximo podréis hacer rutas verdaderamente inolvidables y conocer la profundidad de USA.

Sea el tiempo que sea, estamos seguros que disfrutaréis al máximo de la experiencia y el país os enganchará, por lo que es más que probable que a lo largo de vuestra vida realizaréis varias ESTAs para seguir conociendo más y más un país de mil contrastes.

TheFunPlan
Somos una startup especializada en organizar viajes de diversión en grupo. Formada por un equipo de jóvenes apasionados de la tecnología y los viajes, nuestro objetivo es facilitaros los mejores planes para viajar en grupo de la forma más sencilla. ¿Quieres conocer lo que os ofrecemos? En nuestra web The Fun Plan lo encontrarás.

10 temas seleccionados por Kolombo

Cuando el peso de la cuarentena cayó sobre la escena, muchos artistas dijeron eso de que “en estos meses, tendremos más música que nunca”. Tras tres meses de encierro, empezamos a ver las consecuencias. Los perfiles digitales de los sellos están on fire y las plataformas de venta y escucha online reciben más tráfico, reproducciones y descargas que nunca.

Para ponerle el broche a la semana, hoy viernes, hemos querido pedirle 10 recomendaciones a un tipo que está de celebración. Él es Olivier Gregoire, aunque, seguramente, os suene más por su alias Kolombo. El productor belga ha publicado anteriormente su trabajo en etiquetas destacadas como Kompakt Records, Turbo Recordings y Noir Music. Hoy mismo, se estrena en Otherwise Records con el EP Remember, formado por el tema original de mismo nombre, una versión dub y un segundo trabajo llamado “Enable”. Y, para celebrarlo, ¿qué 10 temas se marcaría Kolombo hoy mismo en una sesión?

1. Florian Busse – Tomb

Un tema de hace 4 o 5 años, pero que todavía lo rompe cada vez que suena.

2. Marcellus (UK) – Control (2020 Vision Remix)

Me encantan los beats sucios y contundentes que hay siempre en cada tema que hace Marcellus.

3. Bontan – Dancing

¡Bontan nunca defrauda! Uno de mis productores favoritos en este momento.

4. MANT – Truth & Love

MANT da con la onda… Un EP perfecto para mí.

5. Kolombo – 4Ever Baby (Andreas Henneberg Remix)

Andreas hizo un trabajo increíble, uno de mis productores favoritos ahora mismo.

6. Namito & Joyce Muniz ft. Quinta Young – Me And Da Beat

¡Qué groove! Este es el estilo de techno que realmente me gusta.

7. AmFlow ft. Koffee – Raw Uncut (Louie Vega Remix)

Louie Vega una vez más se marcó un remix perfecto de un mensaje perfecto a cargo de Koffee.

8. Oxia ft. Artslaves – For Real

Otra bomba de Artslaves y Oxia, con un sinte muy dulce y cósmico.

9. Sasse – Jive Talking

Me encanta el aire noventero que Sasse siempre respetó. Sintes súper profundos y atmósferas suaves.

10. Yoav – Touch (Sascha Braemer Remix)

De nuevo un gran remix de Sascha Braemer. Es un tema deep muy sensual. Me encanta. Es perfecto para afterparties.

ARTISTA: KOLOMBO
(Imagen de Portada: © Press Kit de Kolombo)

33Comments

Glassforms, de Max Cooper y Bruce Brubaker: música que un ser humano jamás podría componer

“Escuchar Glassforms es una experiencia profundamente conmovedora, iluminadora y espiritual.” Así se expresó uno de los afortunados que ha podido disfrutar en vivo de los encantos del trabajo conjunto de Max Cooper y Bruce Brubaker. Glassforms sonó por primera vez en 2019 gracias a la Filarmónica de París, para viajar luego a Barbican, en Londres, y a Sónar, en Barcelona. Tres coordenadas que conforman el trayecto de un trabajo que ha sido minuciosamente diseñado y desarrollado por dos líderes, cada uno en su materia.
Bruce Brubaker es uno de los pianistas más innovadores del momento. Max Cooper, quizás más conocido en los entornos del baile, es un científico convertido a artista de música electrónica. Juntos, han redibujado el mensaje original de Philip Glass, fusionando el gran piano acústico de concierto con los sintetizadores y técnicas de producción de última generación. El resultado ha logrado unir en la misma sala a asiduos a los clubs, seguidores del neoclasicismo y amantes del piano.

“En Glassforms, Max Cooper y yo unimos fuerzas sobre el escenario para llevar a cabo una obra de arte en equipo. Se basa en música de Philip Glass, pero reavivada, recontextualizada, posmodernizada,” explica Brubaker.
Cooper agrega: “Es un riesgo que queremos asumir, un experimento, un emocionante proyecto que nos permite crear una combinación de técnicas de composición tradicionales y modernas, algo así como una autenticidad modulada.”

Imagen: © InFiné Music
Max Cooper diseñó, junto al desarrollador de software Alexander Randon, un sistema de expresión musical que funciona mediante código. Este toma en directo los datos que crea la música del piano de Bruce Brubaker y los convierte en formas nuevas, pero íntimamente relacionadas. Esta señal marca el ritmo de los sintetizadores, que Cooper modula y aumenta en el escenario para añadir sus propias variantes híbridas. El resultado es de una sofisticación superlativa. Es música que un ser humano jamás podría componer.
Glassforms está compuesto por seis pistas de duraciones muy dispares, variando entre los 2 minutos y 14 segundos, la más corta, y 13 minutos y 6 segundos, la más larga. Para conectar estas seis piezas, Cooper y Brubaker improvisan en cada espectáculo transiciones, llamadas “Preludes”. De este modo, rinden homenaje a una larga tradición en el mundo de los pianistas, acostumbrados estos a improvisar tanto introducciones como transiciones en sus conciertos.

Cada vez que Glassforms es interpretado, se da a luz un espectáculo totalmente nuevo, en el que Max trata de controlar el caos generado por la información en tiempo real generada en respuesta al teclado de Bruce. En palabras de Cooper: “Es un balance entre el orden y el caos, que es, para mí, donde nace la música más bella.”
Glassforms está desde hoy a la venta y disponible para escucha en todas las plataformas digitales. El lanzamiento en formato físico, formado por dos LP en vinilo y un CD, llegará el 24 de julio. Todo, vía InFiné Music.

TRACKLIST:
Prelude 1Metamorphosis 2Prelude 2The Poet ActsPrelude 3Two PagesPrelude 4Mad RushTirol ConcertoPrelude 5Opening
(Imagen de Portada: © InFiné Music)

Comments